lunes, 4 de febrero de 2013

Reseña: Retrum Cuando estuvimos muertos


Autor: Francesc Miralles
Editorial: La Galera
Género: drama juvenil, paranormal
Año de publicación: marzo 2010
Páginas: 366
Edición: Tapa dura


Sinopsis: 
"Has dormido alguna vez en un cementerio?" Dos chicas y un chico forasteros hacen esta pregunta a Christian, un joven de dieciséis años que ha perdido todo aquello que amaba. Visten de negro y llevan las caras pintadas de blanco, con los labios morados. Han creado RETRUM, una orden que se comunica con los muertos y practica extraños rituales. Una de las chicas, Alexia, poseerá el corazón de Christian con un amor más allá de la muerte, amor que se verá trucado con la aparición de Alba, una cándida compañera de clase del muchacho, así como la misteriosa muerte de un ser cercano a ambos.

Mi mas humilde opinión: 

¿Que puedo decir de Retrum? Poco vais a descubrir de nuevo en esta reseña que no sepáis ya xD ¡Mi amor por esta saga es infinito! Y mi admiración por Francesc Miralles grande. 

No se muy bien por donde empezar. Esta bilogia (que por cierto se cerrará con la tercera parte de Oblivon) me ha abierto un mundo que, aunque conocía, todavía no había explorado del todo. Me ha hecho encontrarme con gente increíble, con nuevos amigos a los que adoro (os quiero pálidos!)
y con los que puedo adentrarme en un cementerio por la noche sin que me tomen por loca o peor aun, como me solía pasar, por satánica! (x_x alguna gente es lo peor). 

Pero bueno al grano, la novela refleja un lado oscuro y poco explorado del mundo. Un lado en el que muy pocos se atreven a entrar pero los que lo hacen aprenden a ver la belleza de otro modo. No hay persona mas grandiosa que aquella que sabe ver la belleza en un lugar tan triste como es un cementerio y dejar de lado todos esos temores infundados sobre estos. Eso es lo que refleja Retrum, un grupo de cuatro jóvenes paseándose por los cementerios de Europa para contemplar su belleza. 

El argumento, si le quitamos el lado oscuro, es igual al que podríamos encontrar en un libro para adolescentes. Enamoramientos, amores no correspondidos, pero vistos de una forma intensa y verdadera, Francesc lo expresa de una forma muy distinta a otros muchos autores de sagas juveniles donde adolescentes hormonados corretean confusos con sus amores y desamores, es algo mas profundo. La guinda del pastel se la da ese misterioso asesinato en uno de los cementerios mas grandiosos de Europa, Highate, todo lo acontecido esa noche en aquel oscuro lugar es un misterio casi hasta la última página del libro. 

El libro se lee bastante rápido, los capítulos son cortos lo que le da bastante fluidez y la tensión te ánima a continuar y no querer soltarlo hasta la última página. Aunque si sois de las que solo leen libros romanticos pastelosos (que lo respeto eh, ojo!) probablemente no os gustará demasiado, al resto cien por cien recomendable.

Sobre los personajes... 

Alexia es el centro de todo, es una chica misteriosa a mas no poder y eso es lo que le da una enorme fuerza de atracción para todos los lectores, siempre quieres saber mas sobre ella y seguir leyendo para conocerla mas profundamente, aunque nunca terminas de hacerlo. Ademas imaginas una chica realmente preciosa que no le teme a nada... ni siquiera a la muerte. 

Christian, reconozco que al principio se me hacia un poquito sosin pero se le prendió la chispa la primera vez que los pálidos lo patearon, me gustó su caracter y su fuerza. Me parece admirable que luego de la perdida de dos personas tan queridas aun siga adelante (aunque sea con la zorra de Alba, otro personaje interesante que comentaré en Retrum 2). Es él último en unirse a los pálidos pero cuando los encuentra sabe enseguida que ha encontrado su lugar en el mundo (como me pasó a mi :3) 

Lorena, el personaje con el que me siento identificada xD Sin pelos en la lengua, lanzada, pero con el corazón encogido por un amor que cree imposible. Su vida es Retrum desde que los conoció y aunque es la primera en formar bronca si es necesario tambien la podemos ver en algunos momentos muy tiernos, dándolo todo por sus amigos.

Robert, el buenazo del grupo, el que trata de mantener el equilibrio siempre sin disputas. Ese amigo al que te pasarías horas escuchandolo hablar, con el que te sientes en paz y del que aprendes una barbaridad, asi es como veo a este personaje que aunque discreto es fundamental para la historia. 

Algo mas sobre esta saga... 

Como ya dije arriba, luego de un par de años sin noticias de ellos ¡los pálidos reapareceran en Oblivion 3 y tendran alrededor de unas 150 paginas para ellos! 

¡Una productora de Hollywood se ha interesado sobre Retrum para hacer una pelicula! Sabemos mas sobre esto a finales de mes :D 

Los pálidos organizamos quedadas almenos un par de veces al año, en las que si le es posible el autor nos acompaña a visitar lugares representativos del libro ^^ 

Conclusión: 

Una forma de echar un vistazo al mundo gotico, de conocerlo y dejar de lado todos esos absurdos tabúes que hay sobre nosotros. De conocer como vive y siente un gotico y de darse cuenta que a fin de cuentas los problemas son los mismos que los de cualquier otra persona de la misma edad. Cabe destacar tambien la banda sonora, he conocido barbaridad de canciones que me encantan y a Nikosia, el grupo de Francesc del que ahora soy una gran fan.

Puntuación: 

**********

5 comentarios:

  1. Grandiosa reseña, grandiosa novela, y grandiosa 'reseñadora'. :)

    Mi enhorabuena por esta preciosidad ;3

    ResponderEliminar
  2. En serio tengo que ponerme con esto ya, llevo muchos meses queriendo leerlo :D

    ResponderEliminar
  3. ^3^ No podia esperar menos de esta reseña, Nitra-chan!! *-* Que clavadito...~^~

    Un besazo (aguanta, que Oblivion 3 llegará pronto e.e y las Crónicas de Bane también e.e)

    Sora ^^

    ResponderEliminar
  4. Linda reseña, me gustaría leerlo.

    ResponderEliminar
  5. La verdad es que me llama mucho, pero aun no he encontrado el momento de leerlo :D

    Un besote!

    ResponderEliminar

¡¡Hola mundis!! Es un placer leer vuestras opiniones, comentarios, ideas, sugerencias y cosas bonitas que tengáis que decirme. Pero recordad siempre, respeto y buenas palabras. Un abrazo.